Hasta un 40% más de pacientes en urgencias y demoras de 3 días en pasillos

Madrid (EFE).- Las urgencias hospitalarias de toda España están colapsadas con incrementos de la carga asistencial de hasta el 40% en algunas comunidades y esperan de hasta tres días en los pasillos, según la Sociedad Española de Medicina de Emergencias y Urgencias (SEMES) ) que advierte que la saturación se debe al desembarco de pacientes de Atención Primaria.

De media los servicios de urgencias hospitalarias de España están atendiendo a un 20% más de pacientes si bien en algunos centros los incrementos son del 45%, como es el caso del Hospital Universitario de A Coruña; del 33% en los hospitales de Manacor e Inca en Baleares, aumentos del 25% en Andalucía, del 20 y 35% en Cantabria y carga asistencial record en el Hospital Universitario Central de Asturias (HUCA).

En la Comunidad de Madrid, los sindicatos CCOO-MATS, el sindicato de Enfermería SATSE y la Asociación en Defensa de la Sanidad Pública (ADSP) llevan días advirtiendo del «colapso» en las urgencias, una situación que ya vaticinaban hace semanas y finalmente se están dando en el hospital universitario La Paz, el Gregorio Marañón, el Infanta Leonor de Vallecas, el Príncipe de Asturias de Alcalá y el Clínico San Carlos.

Comunidades más afectadas por el colapso

También la Central Sindical Independiente y de Funcionarios (CSIF) ha elevado la voz ante la situación «límite» en la que se encuentran las urgencias, principalmente en comunidades como Madrid, Castilla-La Mancha, Castilla y León, Aragón, Cataluña o la Comunidad Valenciana.

Según este sindicato, el déficit de personal y el «desmantelamiento» de la Atención Primaria se une a los problemas de salud por la bajada de temperatura y la alta incidencia de virus respiratorios, lo que ha provocado que haya cientos de pacientes a la espera de Camas.

Concretamente, la CSIF ha achacado la situación a «la dejación de las diferentes administraciones y la falta de liderazgo por parte del Ministerio de Sanidad» al que, recuerda, ha reclamado «de manera reiterada el impulso de un pacto de Estado con un plan de inversiones en Atención Primaria y la mejora de las condiciones laborales para recuperar el capital humano que ha perdido el Sistema Nacional de Salud en los últimos años».

Hasta 72 horas de espera en los pasillos

Según este sindicato, en Castilla-La Mancha, principalmente en el Hospital Universitario de Toledo, se dan esperas de entre 24 y 72 horas para una hospitalización, mientras que en La Paz o Universitario Príncipe de Asturias de la Comunidad de Madrid hay pasillos de urgencias saturados de camas.

También en Aragón hay pacientes en los pasillos esperando entre 48 y 72 horas por una habitación.

Tanto los sindicatos como SEMES denuncian que estas esperas definitivamente a las urgencias en «almacenes» que castigan la dignidad de los pacientes y estresan a los profesionales.

En la Comunidad Valenciana, según la CSIF, es preocupante la saturación de las urgencias en el hospital de Alzira, en el Clínico Universitario y en el General. En estos dos últimos hospitales se han ocupado incluso zonas de emergencia como circuitos de evacuación ante incendios.

Mientras que en Aragón hay colapso de pacientes en el Miguel Servet y Royo Villanova y en Cataluña en el hospital Bellvitge.

En La Rioja, el Servicio Riojano de Salud (SERIS) ser ha visto obligado a poner en marcha el Plan de Contingencia para hacer frente a la alta presión hospitalaria que se registra en los últimos días en el Hospital Universitario San Pedro de Logroño, con una ocupación que supera el 95% desde el pasado día 9.

En este escenario de urgencias hospitalarias colapsadas, los sindicatos médicos mantienen, tras la tregua navideña, un calendario de movilizaciones para la última mitad de enero que afectará principalmente a la medicina de familia ya los pediatras.